Entradas

UNA CLASE DESDE LA PERSPECTIVA DE LA PERCEPCIÓN Y LA MEMORIA

En mi clase de psicología, si estás atento y te fijas un poquito, puedes darte cuenta de que el profesor utiliza ciertas técnicas empleadas a través de la didáctica para mantener a la clase activa y receptiva. Lo primero que destacaría sería que, de vez en cuando, nuestro profesor alza la voz, grita o levanta los brazos cuando está dando sus explicaciones. Esto tiene una razón muy fácil: la atención selecciona los estímulos que serán traducidos y está determinada por ciertos factores (externos, en relación del estímulo y el observador; e internos, en función del observador en sí). Cuando nuestro profesor quiere que volvamos nuestra atención a la explicación, crea un estímulo que nos provoca, de forma inconsciente, volver la curiosidad a la clase. Si no también, otra cosa que realiza en repetidas ocasiones, es apagar las luces cuando quiere que miremos el proyector. De esta forma, la intensidad de la luz, vuelve a provocar en los alumnos que su atención se vuelque en lo que se explica…

¿PODEMOS FIARNOS DE NUESTRA MEMORIA?

Pregúntate cuántas veces habremos tenido discusiones con nuestros amigos o familiares acerca de algún hecho que creemos que ha pasado. ¿Muchas? ¿pocas? ¿ninguna? ¿o es que tu memoria te está fallando? Cuando nos referimos a la memoria, nos referimos a la capacidad de codificar, almacenar y recuperar información del pasado. Tenemos una memoria sensorial, automática y propia de cada sentido con uno o dos segundos de duración; una memoria a corto plazo, que retiene la información en un lapso de quince o veinte segundos y que puede alterarse con distracciones; y una memoria a largo plazo, que contiene todos los recuerdos que tenemos. Vamos a centrarnos en la memoria a largo plazo, la propia de nuestros recuerdos, donde tenemos imágenes y sensaciones de hechos pasados. Si te preguntasen si eres capaz de recordar un suceso vergonzoso de tu infancia, ¿serías capaz de describirlo? Si te preguntases el momento más feliz o más triste de tu vida, ¿serías capaz de contarlo? Si crees que sí, no d…

¿POR QUÉ PERCIBIMOS COMO PERCIBIMOS?

Todos sabemos que nuestra manera de relacionarnos con nuestro entorno es a través de los sentidos. Sin ellos, no seríamos capaz de adaptarnos al medio y desarrollarnos en él como nos hemos estado desarrollando a lo largo de los años. Vamos a determinar tres tipos de sentidos: los exteroceptores -recibimos información del exterior gracias al gusto, el olfato, el oído, la vista y el tacto, los propioceptores -aportan información sobre las acciones del cuerpo-, y los interoceptores -aportan información sobre el interior de nuestro organismo. Nos vamos a centrar en los exteroceptores y a razonar por qué es que percibimos el mundo tal y como lo percibimos. Sobreanalizamos los cinco sentidos clásicos (introducidos por Aristóteles: El sentido de la vista nos permite percibir la forma, tamaño y distancia de los objetos. Pero la pregunta es la misma, ¿por qué vemos así? Es que resulta que no vemos como realmente creemos. La imagen que captamos está principalmente boca abajo como en una lente con…

LA ANSIEDAD COMO TRASTORNO EN UN CENTRO ESCOLAR

En esta entrada plantearé el caso hipotético de que en un centro escolar se encontrase algún alumno que padeciera de algún trastorno mental y quién debería conocer esta información dentro del centro. Los trastornos mentales son alteraciones que afectan a procesos psicológicos básicos como son la emoción, la motivación, la conducta o la percepción. Algunos trastornos mentales podrían ser la esquizofrenia, el autismo, el alzheimer... Entre estos trastornos querría destacar la ansiedad, pues considero que aunque se encuentra entre una de las patologías más comunes de nuestros tiempos, tiene muy poca visibilidad y en ciertos casos, el hecho de desconocer información de esta provoca su aparición.
Para todos aquellos que desconocen esta palabra, la ansiedad es una reacción que provoca la mejora del rendimiento y la capacidad de anticipación y respuesta en el individuo que la padece. Este mecanismo es esencial para escapar de amenazas. Sin embargo, el problema de esta aparece cuando el indivi…